Nuestras acciones cotidianas tienen impacto en las personas y en la sociedad. Pilar García Lombardía

Nuestras acciones cotidianas tienen impacto en las personas y en la sociedad. Pilar García Lombardía

La responsabilidad social de la mujer profesional

El pasado jueves 13 de febrero, tuvo lugar en el Hotel NH un nuevo encuentro del Foro Mujer y Sociedad en el que participó Pilar García Lombardía y en el que tuvimos ocasión de hablar y debatir sobre “La responsabilidad social de la mujer profesional”.

La responsabilidad social corporativa (RSC) se ha convertido en un término habitual y la mayoría de las empresas dedican recursos a poner en marcha estrategias específicas y a elaborar memorias. Básicamente, la RSC es la actividad voluntaria de las compañías orientada a producir bienestar social. En este terreno, las cosas parecen estar bastante claras. Sin embargo, cuando nos referimos a la responsabilidad social de un profesional, la cosa ya no parece tan evidente. ¿Tenemos una responsabilidad social, más allá del estricto cumplimiento de la ley, en el desarrollo de nuestra actividad profesional?

Esta pregunta puede formularse de otro modo: ¿podemos contribuir de manera voluntaria, en el ejercicio de nuestra profesión, al bienestar de la sociedad, incluyendo a nuestros grupos de interés más próximos? La respuesta es que sí, que nuestras acciones cotidianas tienen impacto en las personas y en la sociedad, seamos o no conscientes de ello. Y si tenemos impacto, tenemos responsabilidad.

Cada vez que tomamos una decisión, y lo hacemos constantemente, debemos preguntarnos por ese impacto: ¿qué pasará con tal compañero si yo adopto esta actitud, o hago tal cosa?¿cómo afectará a los demás el que yo me esté todo el día quejando?¿qué pasa con el equipo cuando yo decido escaquearme o hacer una chapuza?¿qué impacto tiene el que yo decida no alimentar la rumorología, aprovechar el tiempo, tomar decisiones justas, …? Son infinitas las posibilidades de producir un impacto, positivo o negativo, en el mundo que me rodea.

¿En qué reside entonces nuestra responsabilidad? Lo podemos resumir en una frase: en desarrollar y aplicar nuestro talento al máximo, para producir bienestar (en el sentido más amplio) a todos nuestros grupos de interés: compañeros, clientes, proveedores, jefes, empleados… Y esto nos conduce a la responsabilidad más radical y básica, la que tenemos con nosotras mismas: no dejar de formarnos, de desarrollar nuestro talento, adquirir conocimientos. Porque cuanto más capaces seamos, más y mejor servicio podremos dar.

Si queremos ser agentes de cambio, y esa es nuestra vocación, debemos abrazar esa responsabilidad social, asumir con valentía los retos que supone y ser ejemplo permanente y diario de una máxima incuestionable: las pequeñas acciones tienen un gran impacto. Los hábitos, el desarrollo de la persistencia y el saber esperar son nuestras mejores palancas para hacer del mundo un lugar mejor.

En el encuentro se contó con la asistencia por la Concejala del Área de Igualdad y Familia del Ayuntamiento de Almería, Paola Laínez, y la representante del Área de Alcaldía, Rafaela Abad, asimismo asistió María José Navarro Coordinadora del IAM, quienes con su presencia y sus palabras manifestaron su apoyo a esta iniciativa, Foro Mujer y Sociedad de mujeres Profesionales y Directivas de Almería.

Impacto de las pantallas en la vida familiar

Impacto de las pantallas en la vida familiar

Impacto de las pantallas en la vida familiar 

El pasado 23 de enero tuvimos nuestro primer encuentro del año 2020. Nos reunimos en el edificio Pitágoras del PITA. Como es habitual, en primer lugar en la comida networking en la que en mesas de seis, intercambiamos experiencias tanto laborales como personales. Tuvimos como invitada de honor a la Presidenta del IAM, María José Navarro, habitual del Foro MS, quien, con su buen talante y buen humor, nos contó su trayectoria vital. Posteriormente en el salón de conferencias, tuvo lugar la ponencia en la que María Zalbidea nos habló sobre el tema de la educación en el buen uso de las redes sociales. Una de las facetas de su trabajo es el análisis de tendencias por lo que con su ayuda pudimos profundizar en la situación del mundo digital partiendo de las inquietudes y necesidades del mundo real.

Por un lado hablamos del papel fundamental de la mujer en la transformación y orientación de la sociedad hacia una humanización urgente y necesaria y por otro, está en boca de todos que «la tecnología ha venido para quedarse». Pues bien, no es que pida permiso para hacerlo sino que convive en medio de la familia y se ha hecho indispensable en nuestra vida.

Ante esto, la ponente analizó el impacto de las pantallas en la vida familiar, los miedos de los padres ante una situación en la que todavía no se sitúan con soltura y en la que sus hijos les pasan por delante. Miedos ante los peligros de un ciberacoso al menor por parte de desconocidos, miedo al consumo de contenidos inadecuados, miedo a la relación y dependencia de la realidad virtual,… Es importante que los padres conozcamos los movimientos de nuestros hijos, sus preferencias en cuanto a redes sociales y sobretodo que no nos desconectemos por falta de conocimiento, que mostremos siempre una actitud positiva ante la tecnología.

La educación en el buen uso de las redes empieza en la vida real a través de comportamientos y valores que desarrollarán en la vida real y que les servirán como norma de actuación delante de una pantalla. No se trata de ver la edad más adecuada para ser propietario de un móvil, porque ésta dependerá del perfil tecnológico del niño, de su espíritu crítico, de cómo gestione sus emociones, de cómo sean las relaciones con el entorno. Y conociendo estas variables establecer un plan digital familiar que concretará unos comportamientos y normas tanto para los niños como para los adultos.

María Zalbidea nos habló finalmente de siete etiquetas para educar en familia en un entorno digital. Si quieres conocerlas… pincha aquí

La responsabilidad social de la mujer profesional

La responsabilidad social de la mujer profesional

La responsabilidad social corporativa se ha convertido en las últimas décadas en un elemento usual y clave de la gestión empresarial. Esta relevancia no debe hacernos olvidar, sin embargo, que las empresas no son más que organizaciones humanas: sin las personas es imposible comprender su realidad. La responsabilidad, en tanto que consecuencia de las decisiones humanas, tiene su primer referente en la persona y, en el terreno laboral, en la dimensión profesional de la persona.

Todos tenemos una responsabilidad como profesionales y en esta reunión plantearemos las cuestiones clave en torno a tal afirmación: ¿Cómo la afrontamos? ¿somos conscientes de ella en todo momento y en todas nuestras decisiones? ¿qué implica? La responsabilidad social del profesional parte, por supuesto, de la realización de un trabajo excelente, pero va mucho más allá. Por eso le añadimos el adjetivo social.

Pilar García Lombardía es Doctora en Dirección de Empresas por el IESE – Universidad de Navarra y licenciada en Ciencias Políticas y Sociología por la UNED. Desde 1999 trabaja como investigadora en el IESE en las áreas de comportamiento humano, desarrollo de competencias directivas, RSC y, actualmente, en liderazgo político. Es docente en diversas unidades españolas en materia de desarrollo de competencias profesionales y liderazgo.

En 2015 decidió poner en marcha su propia empresa, manteniendo su actividad investigadora y docente, para la aplicación de la metodología de design thinking a la implementación de planes estratégicos en empresas y a la generación de innovación. En estos últimos años ha desarrollado una metodología propia para aplicar el design thinking a la innovación pedagógica y a los planes de formación profesional.

En junio de 2019 comenzó a trabajar por cuenta ajena en Inserta – Fundación ONCE, en la intermediación laboral de las personas con discapacidad, en el área de Empresas, Alianzas estratégicas y RSC. Esta actividad responde a su vocación profesional más fuerte: impulsar un mercado laboral competitivo, sostenible e inclusivo. Tiene una discapacidad visual del 68%.

Jueves, 13 de Febrero de 2020

Programa:
14 horas – Almuerzo-networking y conferencia

Lugar:
Hotel NH Ciudad de Almería
C/Jardín de Medina s/n. 04006 Almería
¿Cómo llegar?

Almuerzo y conferencia 18€

Identidad digital, mujer y género en una sociedad hiperconectada

Identidad digital, mujer y género en una sociedad hiperconectada

Dentro del ciclo sobre el buen uso de las redes sociales como medio de prevención de la violencia digital contra la mujer y la sociedad, la ponente hablará sobre la educación y la formación desde bien pequeños en el uso responsable de las pantallas en la familia para prevenir ciberbullying, faltas de respeto, acoso…

Es en el hogar donde se comienza a desarrollar la identidad digital de cada mujer y donde se aprende a hacer un buen uso de la tecnología para poder contribuir a la construcción de un mundo mejor.

Repasaremos cómo es esa sociedad hiperconectada en la que se desenvuelven las más jóvenes y conoceremos cuáles son las redes sociales con mayor número de seguidores del momento: sus oportunidades y sus riesgos.

Durante la sesión se hará especial hincapié en la importancia de la educación como forma de erradicar la violencia de género digital en las adolescentes a través de las redes sociales. Construir una identidad digital sana, creativa y atractiva es imprescindible para las más jóvenes haciéndoles ver la importancia de aportar el valor que internet necesita de las mujeres.

Además hablaremos sobre cómo llegar a ser una familia tecnológicamente saludable y daremos pistas para conseguir tener una relación sana con la tecnología a través de la creación de un Plan Digital Familiar.

María Zalbidea es licenciada en Comunicación Audiovisual por la Universidad de Navarra. Actualmente desarrolla su carrera profesional entre publicistas, claims y dosis de creatividad en C4E Consulting Services como Analista de tendencias.

Con más de 15 años de experiencia en el sector de la comunicación, la formación y las nuevas tecnologías compagina su trabajo con la edición de su propio blog, Cosiendo la Brecha digital, creado en 2015.

Se confiesa adicta a los nativos digitales y su interacción con las pantallas y pretende con sus reflexiones y sesiones ayudar a acercar la tecnología a las familias. Es madre de 4 hijos, protagonistas muchas veces de sus historias.

Ha sido ponente en varios eventos sobre educación y tecnología y su nombre ha aparecido en numerosas noticias publicadas en los medios. Es colaboradora del portal de familias Empantallados, Dialogando (Telefónica) y la revista Hacer Familia (Ediciones Palabra).

Jueves, 23 de Enero de 2020

Programa:
14 horas – Almuerzo y conferencia

Lugar:
Parque Científico-Tecnológico de Almería. PITA
Edificio Pitágoras
Avda. de la Innovación 15. Autovía del Mediterráneo A-7. Salida 460. 04131 Almería
¿Cómo llegar?

Almuerzo y conferencia 18€

X